13 de Agosto

Santos Ponciano, papa, e Hipólito,
presbítero, mártires
Dt 31, 1-8 / Sal Dt 32, 3-4a. 7-9. 12 / Mt 18, 1-5. 10. 12-14.
Feria o ML. Verde o Rojo.

“Cuidado con despreciar a uno de estos pequeños”

En aquel momento los discípulos se acercaron a Jesús y le preguntaron: “¿Quién es el más grande en el reino de los cielos?”. Él llamó a un niño, lo puso en medio de ellos y dijo: “En verdad les digo: si no cambian y se hacen como niños, jamás entrarán en el reino de los cielos. Por consiguiente, quien se haga humilde como este niño, ese es el más grande en el reino de los cielos. Y el que reciba a un niño como este en mi nombre, me acoge a mí.  Cuidado con despreciar a uno de estos pequeños, pues yo les digo que sus ángeles en los cielos están mirando siempre el rostro de mi Padre que está en los cielos. ¿Qué les parece? Si alguien tiene cien ovejas y se pierde una de ellas, ¿no deja las noventa y nueve en los montes y va a buscar la perdida? En verdad les digo: si logra encontrarla, se alegrará más por ella que por las noventa y nueve que no se han perdido. De la misma manera, es voluntad de su Padre que está en los cielos que no se pierda ni uno solo de estos pequeños”.

En este tiempo, como en el tiempo de Jesús, los niños no cuentan demasiado, a pesar de la Proclamación de los Derechos del Niño, entre otros. En la época de Jesús era aún peor. Un niño no tenía ningún peso social y ninguna importancia. Ante la sed de poder que hay en el corazón humano, Jesús invita entonces a la “infancia espiritual” como condición para entrar en el reino. No se trata de infantilismo, de incapacidad de responsabilidad, se trata de sencillez del corazón que no se engríe y sabe que Dios es la fuerza en la debilidad. Que Dios es incluso amor y perdón en la caída. Como un pastor que deja sus ovejas para ir por la perdida, ese amor increíble de Dios es el que provoca en el corazón del creyente la confianza sencilla, como la de un niño.

¿Qué significa para nosotros que la humildad sea la primera virtud que abre las puertas del reino de Dios?